Great Place To Work, otro año con lo mismo…

Como cada año nos empiezan a llegar con insistencia emails invitándonos a realizar la famosa encuesta que busca “mejorar” nuestro bienestar en el trabajo.

Como cada año, nosotros invitamos a la plantilla a NO rellenar dicha encuesta, por las siguientes razones:

  • Tan solo les importa el numero de participantes y no nuestro nivel de bienestar
  • Sobre los resultados obtenidos, en ningún caso se toman acciones correctivas
  • No se tienen en cuenta las opiniones de la RLT
  • Hemos recibido indicios por parte de la plantilla de que dicha encuesta no es anónima
  • Queda claro se solo sirve de elemento de marketing y para cumplir los objetivos de algunas personas que le repercuten en forma de bonus

Lamentablemente pasan los años y ninguna mejora se produce al respecto por lo que seguimos considerando que la mejor forma de protesta es vetar esta encuesta. Podéis leer el artículo que publicamos hace poco más de un año

Y comprobaréis que NADA ha cambiado.

Si realmente les preocupara la satisfacción de la plantilla ya habrían abierto una mesa de negociación de salarios como se comprometieron a hacer en septiembre y todavía no han hecho. Pero claro según sus palabras “el salario no es lo mas importante para la satisfacción del empleado”.

 

Conflictividad en Atos

Como podemos intuir por los últimos movimientos, no se presentan buenos tiempos para la plantilla en nuestra empresa.

Continúan los despidos indiscriminados, no se constituye una mesa para la negociación de subidas salariales (al menos los criterios objetivos, como comprometió la empresa a abrir en septiembre), y dentro del entorno de la supuesta negociación del registro de jornada la dirección ha presentado su propuesta e iniciado un periodo de consultas, lo que significa que si en 15 días no hay acuerdo aplicarán lo que quieran. Y ese documento tiene partes muy peligrosas para la plantilla, menciona incluso la geolocalización cuando trabajamos fuera de la oficina.

Por otra parte, como sabéis, CGT y otros sindicatos (minoritarios) han dicho que van a plantear huelga para el próximo 17 del presente. Una huelga que han decidido en su foro, sin consultar a la plantilla, sin contar con CCOO, y creemos que también sin contar con UGT. Por nuestra parte, aunque estamos de acuerdo en los motivos esgrimidos para hacer huelga, no estamos de acuerdo en apoyarla dado que la plantilla no parece estar muy interesada (a la vista de las consultas realizadas a nuestra afiliación y a toda la empresa).

Dicho lo anterior y a la vista de la cancelación unilateral por parte de la empresa de la Mesa de Dialogo Social, la única vía donde podíamos presentar, debatir y llegado algún caso incluso acordar algún beneficio para la plantilla (aunque fuese exiguo), hemos decidido comenzar a realizar acciones que visibilicen los problemas que tenemos en el Grupo Atos. Si es necesario llegaremos a una convocatoria de huelga. Eso sí, consensuada con todos los sindicatos si fuese posible.

Hemos diseñado la siguiente hoja de ruta, en todo momento flexible:  La campaña “DEFIENDE TUS DERECHOS”:

  • Nos sumaremos en la concentración del próximo jueves 10 de octubre convocada por los sindicatos que dicen van a convocar la huelga el día 17 dado que apoyamos todas sus reivindicaciones.
  • Del 14 al 30 de octubre realizaremos repartos en las sedes de algunos de nuestros principales clientes para visibilizar nuestras reivindicaciones.
  • El día 31 de octubre, salvo que los acontecimientos aconsejen otra cosa, convocaremos concentraciones en las puestas de nuestras sedes de todos aquellos lugares que seamos capaces en el territorio nacional.

Y en función de la respuesta de la plantilla y de la empresa valoraremos otras opciones, entre las que estará la huelga.

Como hemos indicado, esta campaña es flexible y podrá ser modificada en función al desarrollo de los acontecimientos.

Reunión Mesa de Registro de Jornada

 

Tras el parón estival, hemos mantenido la tercera reunión de la Mesa de Negociación de Registro de Jornada, constituida en su momento a petición de la RLT.

Las dos reuniones anteriores fueron prácticamente protocolarias. En las mismas se habló de la composición de la mesa, se nos realizó una presentación en “power point” sobre el sistema implementado por la empresa (fichaje vía web), y se nos informó que se realizaría un control de acceso por huella dactilar que sustituiría al de tarjeta (aunque la tarjeta debería continuar siendo visible para identificar a quien se encuentre en los edificios). Esto se iría implementando paulatinamente en las distintas ubicaciones de la compañía.

Pero en esta tercera reunión ha habido sorpresas, que en realidad ya esperábamos. La empresa quiere utilizar el sistema de control de acceso por huella para controlar, según sus propias palabras, “las horas efectivas de trabajo”.

¿Qué quiere decir esto exactamente? La empresa dice que quiere controlar si las salidas del edificio son para asuntos personales (y por lo tanto no considerarlas como tiempo efectivo de trabajo) o si se trata de salidas para realizar tareas laborales. Es decir, controlar y si llegase el caso, descontarte si sales a fumar, a desayunar, si vas al baño (cuando hay ubicaciones donde los aseos están fuera de la propia oficina, como en Albasanz)… en definitiva, quiere contabilizar exactamente cada minuto de tu jornada laboral.

Por un lado, consideramos que esta medida es totalmente discriminatoria, dado que tan solo se aplicaría para el personal que se encuentre en los edificios de la empresa y no al personal en cliente, teletrabajando, etc.

En segundo lugar, también consideramos que el tiempo efectivo de trabajo ya se controla a través del sistema de imputación “TIME”, lo que hace innecesaria esta implementación, y así lo hemos trasladado a la empresa. No aceptamos en ningún caso que se usen los tornos como sistema de control horario.

Sobre la mesa, desde CCOO hemos lanzado la propuesta de aprobar el uso de “TIME” como sistema complementario de control de la jornada efectiva de trabajo, de cara a que si en algún momento la Inspección de Trabajo requiere los fichajes y existen excesos que no son reales, se pueda demostrar el tiempo efectivo de trabajo. A dicha propuesta se han sumado UGT y CGT.

La empresa insiste en su “temor” a que la inspección pueda pedir informes. Pero este temor no justifica de ninguna manera la discriminación que pretenden realizar dentro de la plantilla de Atos. Les hemos repetido en varias ocasiones que la normativa no exige ese complicado control al que pretenden someternos.

Ambas partes nos hemos emplazado a reflexionar sobre este asunto y presentar nuestras conclusiones. En la próxima reunión comprobaremos si la empresa realmente desea, como dice, cumplir con lo solicitado en el RDL, o si quiere aprovechar la coyuntura para discriminar a parte de la plantilla.

Subidas salariales y despidos

Una vez terminada la época estival e inaugurado el nuevo “curso laboral”, os informamos que hemos solicitado a la dirección de RRHH la apertura de dos procesos, para nosotros imprescindibles y que consideramos es de máxima prioridad para las personas que trabajamos en Atos.

Por un lado, en las reuniones de la Mesa de diálogo social quedó pendiente para septiembre la apertura de un proceso de negociación para definir un sistema de subidas salariales, que tantas veces hemos solicitado.

Por otro, y tras los numerosos despidos ejecutados durante los meses de mayo, junio y julio, en la última reunión de la mesa de diálogo social el director de RRHH, Javier Avila, se comprometió a tratar este asunto en septiembre, por lo que le hemos requerido para ello.

Os adjuntamos el correo que hemos enviado para vuestro conocimiento:

“Como recordarás, a lo largo de las reuniones de la Mesa de Diálogo Social te comprometiste a abrir en septiembre una mesa de negociación de subidas salariales para el año próximo. A día de hoy, no hemos recibido convocatoria alguna para tratar este asunto y como sabes, ha sido precisamente el tema que provocó hace algunos meses movilizaciones y una convocatoria de huelga y consideramos que es imprescindible iniciar un proceso que pueda finalmente paliar la inquietud que tiene la plantilla en este sentido.

Por otro lado, tenemos pendiente tratar contigo el asunto de los despidos indiscriminados que se están llevando a cabo en los últimos meses (sin siquiera pausa durante la temporada estival) y que en la mayoría de las ocasiones provoca que personas de una edad compleja para recolocarse, se queden en la calle y en quienes tenemos la suerte de seguir en plantilla, genera mucha ansiedad e incluso miedo cuando recibimos una convocatoria a reuniones internas. Consideramos que esta situación no puede continuar así, en reiteradas ocasiones hemos solicitado buscar entre ambas partes (empresa y RLT) una fórmula que sea lo menos dolorosa posible y creemos que es necesario reunirnos con la mayor premura posible para ello.

Quedamos por tanto a la espera de tus noticias para tratar estos asuntos.”

 Tan pronto tengamos novedades al respecto os informaremos.